Cómo asegurar la disponibilidad de tu eCommerce durante los eventos especiales

ARTÍCULOS

Educación y Contenidos

02.oct.2020

PUBLICADO EN: Educación

Artículos

Tiempo: 10 minutos

Josué Beltran

Hacé crecer tu eCommerce

Por Josué Beltran, Marketing Team Nubity
Integrante de la Comisión de Plataformas de CACE


Los eventos especiales como, Hot Sale y CyberMonday, son una “prueba de fuego” para las plataformas de eCommerce que tienen que superar con éxito los altos picos de tráfico, principalmente por las cuantiosas ofertas que se promueven. Para lograrlo es importante que las empresas se aseguren sus ventas y que sus negocios soporten las altas cargas de trabajo a los que se expondrán en dichas fechas.

En primer lugar, para saber si una tienda online puede soportar tráfico alto, hay que conocer cómo está construida la aplicación sobre la cual está corriendo.

A continuación brindamos algunos consejos técnicos aplicables para lograr una alta disponibilidad de acuerdo a las características de cada eCommerce: 

Existen principalmente dos tipos de tiendas de comercio electrónico:

1. Las construidas sobre plataformas SaaS (Software as a Service), como Tienda Nube, Mercado Shops, Shopify, Vtex, Simbel, etc.
2. Las montadas en su propia infraestructura, como Magento, Prestashop y WooCommerce.

1. Las primeras cuentan con algunas de estas ventajas:

a) Setup rápido y sencillo para comenzar a operar de inmediato.
b) No requieren la contratación de un proveedor de infraestructura ni comprar licencias.
c) Existen cientos de módulos y proveedores para customizarla acorde a sus necesidades.
d) La plataforma se encuentra siempre actualizada.

También es importante, antes de decidir entre los distintos proveedores, tener en cuenta lo siguiente:

a) Si se comparten recursos con otras tiendas, ya que al saturarse una, puede que las vecinas también lo hagan.
b) Si la plataforma va lenta, no es posible solucionarlo. Va a depender exclusivamente del proveedor.
c) Es habitual que teniendo una plataforma SaaS no se realice un plan de contingencia.
d) Al no ser el dueño de la plataforma ni del código, puede llegar a tener dificultades cuando se requiera hacer migraciones o al necesitar alguna funcionalidad ad hoc.

Para mantener alta disponibilidad en plataformas SaaS es necesario:

1) Verificar el nivel de SLA (Service Level Agreement o garantía de servicio) del SaaS, porque estas plataformas no suelen fallar ante cargas de trabajo intensas, pero cuando lo hacen no es posible tomar acción hasta que el proveedor la restablezca. 

2) Si algo no funciona, existen alternativas para retener a los compradores afectados, como por ejemplo, configurar un balanceador de carga (servicio que administra el tráfico web y lo distribuye en diferentes instancias de nube para evitar la saturación de la tienda) que reenvíe el tráfico a una landing page en la que explique a sus clientes lo que sucedió y ofrezca un código de descuento al dejar su email.

3) Contar con un proveedor de respaldo. Es posible clonar su tienda con otro proveedor y configurar un balanceador de carga de alta disponibilidad para redireccionar el tráfico si el servicio se cae.

2. Respecto de las tiendas con infraestructura propia, existen muchas opciones para contar con alta disponibilidad, pero hay que tener en cuenta que con la libertad vienen otras necesidades.

Dentro de las ventajas se encuentran:
 
a) Poder migrar a plataformas que garanticen mayor disponibilidad.
b) Si la infraestructura se cae, es posible remediar el problema antes de que ocasione un percance.
c) La infraestructura se puede desacoplar y utilizar cada parte como un microservicio, lo que permite dar mantenimiento granular.
d) Implementar automatización desde el proceso de integración del código hasta la escalabilidad.

Mientras que del lado de las desventajas encontramos:

a) Necesitan mantenimiento casi permanente.
b) Requiere contratar personal dedicado.
c) Si se utiliza software propietario, hay que comprar o contratar licencias.
d) La implementación y puesta en marcha suele ser más compleja.

Nuestras recomendaciones para este tipo de tiendas son:

1. Conocer la infraestructura. Si cuenta con un proveedor de servidores tradicional, una de las recomendaciones es migrar la tienda a un proveedor que garantice disponibilidad, como uno que utilice servicios de nube. 

2. Pruebas de estrés. Es posible recrear situaciones similares a las de una venta especial, de manera que podremos conocer los límites de nuestro negocio y ajustarlos a la demanda.

3. Ajustar el tamaño de la infraestructura. Al conocer sus límites es importante ejecutar un redimensionamiento de la misma, para no tener demasiados recursos que produzcan gastos, o muy pocos que generen fallas.

4. Escalabilidad. Es posible crear imágenes o copias de la actual infraestructura, replicarlas durante un pico de tráfico y redirigir las visitas mediante balanceadores de carga a estas réplicas.

5. Microservicios. Es el mismo código de la aplicación, pero particionado en bloques y colocado en varias instancias. Esta metodología permite que, en caso de la saturación de un microservicio, éste sea el único afectado y el equipo de DevOps pueda arreglar el problema o reemplazarlo por una versión que funcione. No es necesario desacoplar toda la infraestructura, se puede comenzar con separar el front del back o colocar la base de datos en una instancia específica.


Conclusiones

Como señalamos, tanto las tiendas online por medio de SaaS o con infraestructura propia, pueden tener cierto nivel de alta disponibilidad. Lo que se debe tener en cuenta en ambos casos son las necesidades, ya que ambas presentan ventajas y desventajas.

Por un lado, al utilizar SaaS, nos olvidamos de contratar otros servicios y administrarlos, pero perdemos el control en caso de fallos o mejoras. Por el contrario, en las de infraestructuras propias se necesita de un equipo para dar mantenimiento, pero ganamos control sobre los procesos y ante eventualidades, como ventas especiales.